Atlas cayó ante Tigres por la mínima

El once inicial de la Furia estuvo conformado por Miguel Fraga, Felipe Baloy, Walter Kannemann, Juan Carlos Valenzuela, Iván Pineda, Rodolfo Salinas, Álvaro González, Juan Carlos Medina, Eisner Loboa, Christian Tabó y Gonzalo Bergessio.   El árbitro central, Oscar Macías Romo, hizo sonar por primera vez su silbato, con esto Atlas y Tigres se enfrascaron en una lucha por la posición del esférico, los Zorros lograron antes que la visita adueñarse de la pelota y así meter en peligro a la zaga auriazul.   Transcurrió la batalla y esta se volvió de ida y vuelta, ambas escuadras culminaban las acciones en área ajena, pero las defensivas impedían que estas fueran realmente de peligro.

Al 24′, llegó la primer acción con olor a gol, cuando una pelota proveniente de la banda derecha se paseó por el área y llegó a los píes de Rodofo Salinas, quien disparó a quemarropa sobre la cabaña de Nahuel Guzmán, quien fortuitamente alcanzó a desviar la dirección del balón para enviarlo a tiro de esquina.    En acto seguido Gonzalo Bergessio fue quien se encontró mano a mano ante el arquero pero al momento de definir, la pelota le jugó una mala pasada y no pudo empalmarla como esta merecía. La Academia presionaba.

Por su parte, Tigres también empezó a inquietar a Miguel Fraga, con André-pierre Gignac como referente en ataque, acompañado por los costados de Jürge Damm y Javier Aquino, los atacantes felinos buscaban inaugurar la pizarra.    Avanzó el tiempo y a dos minutos de culminarse, Eisner Loboa gozó de una oportunidad manifiesta para subir el uno a cero a la pizarra, el colombiano estaba parado frente al marco dentro del área grande, y cuando la número cinco llegó a su zapatilla derecha este la prendió con más fuerza de la debida, volando su tiro a las gradas del Jalisco. Los equipos se irían al descanso sin hacer daño.    Dio marcha la parte complementaria y esta en sus primeros minutos fue de estudio, sin cambios en ningún once, Zorros y Tigres paseaban la pelota por el ecuador de la cancha buscando el espacio para dañar a su contrario.

Los primeros en encontrarlo, los dirigidos por Ricardo Ferreti, cuando Jürge Damm encaró por la línea derecha y se metió al área en donde se fue abriendo espacio, para después disparar al segundo poste de la portería rojinegra, colando el balón pegado al palo izquierdo. Tigres ganaba por la minina al 54.    Inmediatamente después de recibir el gol en contra, Gustavo Matosas modificó, mandando al terreno de juego a Aldo Leao en sustitución de Álvaro González. Minutos siguientes se vino a la cancha el canterano Brayan Garnica en lugar de Rodolfo Salinas. Se refrescaba el medio campo rojinegro.

Leao le dio salida al equipo partiendo detrás de medio campo y el joven Garnica, profundidad por derecha, llegando al fondo de la cancha y habilitando a sus compañeros en área. La Furia tocaba la puerta de los de Monterrey.    Al minuto 71′, Daniel Hernández, quien debutó el pasado miércoles en el Estadio Azul, fue la última modificación de Atlas, el campeón del mundo sub-17 en 2011 con México, ocupo el costado izquierdo, el sacrificado Juan Carlos Valenzuela,  el Director Técnico de los Zorros buscaba con todas las armas posibles empatar el duelo.    Atlas atacaba y Tigres esperaba, los de Jalisco dominaban el encuentro, mientras que los regiomontanos cautelosos, aguardaban el tiempo en búsqueda de matar la disputa en un contragolpe.    Ante la insistencia de los anfitriones, el central José Rivas se fue expulsado al cometer una fuerte entrada sobre Gonzalo Bergessio en los linderos del área. Esto al minuto 81. Con la superioridad numérica los pupilos de Matosas no dejaban salir de su campo a la visita.

Fue al 89′, cuando en el Estadio Jalisco se cantó gol de Atlas, sin embargo, este fue anulado. Brayan Garnica había centrando y Daniel Hernández disputó la pelota con Nahuel Guzmán, ambos chocaron el aire, la esférica llegó a Iván Pineda quien la empujó hacía las redes, pero el asistente decretó falta sobre el cnacerbero.    No hubo tiempo para más y la Furia cayó ante Tigres por la mínima.

Cortesia: Club Atlas

mmoreno

Comments are closed.

%d bloggers like this: